728x90 AdSpace

12/08/2014

#HopePills - ¡Demos a los ángeles algo de lo cual hablar!





¡DEMOS A LOS ÁNGELES ALGO DE LO CUAL HABLAR!

En mi caminar me he dado cuenta que hay una gran diferencia entre mi vida pasada (antes de conocer a DIOS) y mi nueva vida en Cristo. Y es que uno como ser humano nunca se alcanza a imaginar la magnitud del amor de DIOS hasta que el Espíritu se lo revela. En el mundo nuestros anhelos, deseos, metas y objetivos siempre estarán centrados en algo tangible: dinero, amor basado en lo físico, fama, reconocimiento, éxito profesional etc. Pero cuando entramos en un ambiente espiritual, nuestras prioridades cambian de una manera increíble. Y es que… “A eso se refieren las Escrituras cuando dicen: «Ningún ojo ha visto, ningún oído ha escuchado, ninguna mente ha imaginado, lo que DIOS tiene preparado para quienes lo aman». Pero fue a nosotros a quienes DIOS reveló esas cosas por medio de su Espíritu. Pues su Espíritu investiga todo a fondo y nos muestra los secretos profundos de DIOS” (1 Corintios 2:9-10, NTV).

WOW!... Yo no sé tú pero a mi se me erizan los pelos cada vez que leo el versículo anterior. ¿Te das cuenta qué al dejar que SU Espíritu haga efecto en nosotros podemos conocer los secretos de DIOS?. Es increíble que la mayoría de gente en este planeta se este perdiendo de tan semejante regalo. Y es que en el fondo todos los seres humanos fuimos creados para ser la representación de DIOS en la tierra y ejercer control sobre la creación. Fuimos creados para reflejar la naturaleza de DIOS. “Así que DIOS creó al ser humano a su imagen y semejanza, creó al varón y a la mujer. Y los bendijo diciendo: «Tengan muchos hijos para así poblar el mundo y ejercer control sobre él; sean jefes de los peces del mar, de las aves del cielo y de toda criatura que se arrastra por el suelo»” (Génesis 1:27-28, PDT). Lamentablemente en algún momento de la historia el camino se desvió y satanás obtuvo el control de lo que era nuestro por derecho. Por eso es que DIOS tuvo que enviar a su propio hijo, Jesucristo, que misteriosamente es a la vez el mismo DIOS hecho hombre, para recuperar lo que habíamos perdido. “Por tanto, así como una sola transgresión causó la condenación de todos, también un solo acto de justicia produjo la justificación que da vida a todos”(Romanos 5:18, NVI). Jesús no sólo recuperó lo que Adán perdió, sino que también proporcionó mucho más: ¡el potencial de una vida extraordinaria!.

Es curioso ver que las películas con mayor éxito en taquilla son aquellas de ciencia ficción y llenas de super-héroes. Son esas películas que rompen esquemas y arrasan con todo a su paso. Son películas que se encuentran en personajes extraordinarios que realizan excelentes hazañas, con un buen número de ellos que poseen capacidades o poderes por encima de lo humano. ¿Y por qué nos gusta tanto la ficción? ¿Por qué esas películas son las que más llenan nuestras expectativas? ¿Por qué? Porque “extraordinario” es el modo en que fuimos creados para vivir. Fue el plan de DIOS desde el principio.

Todo esto me pone a pensar que nosotros como cristianos tenemos una gran responsabilidad en la tierra. Hay Iglesias llenas de gente pero vacías en el corazón. Hay millones de personas que necesitan una razón para seguir viviendo y nadie es capaz de decirles que DIOS las ama. Hay un montón de jóvenes que van directo al infierno y nadie es capaz de meter la mano en el fuego por ellos. Y yo pregunto: ¿qué pasó con nuestra vida extraordinaria? ¿cuando actuaremos sabiendo que Jesús ya venció? ¿cuándo saldremos sin miedo, sin pena, sin vergüenza a hablar de la verdad que nos hizo libres? El tiempo pasa y en nuestras manos como creyentes se encuentra el futuro de nuestra generación. Pero nos hemos vuelto perezosos en realizar la tarea que nos fue encomendada.

Me da rabia cuando escucho: “está escrito que la maldad en este mundo cada vez sea mayor y no podemos hacer nada”. ¡¡MENTIRA!! Hemos pasado por alto el principal propósito de satanás. Porque lo que él más teme es que los cristianos descubran aquello para lo cual DIOS los creó; personas extraordinarias con capacidades para realizar estupendas e inusuales hazañas. Esa debería ser la imagen que la sociedad tenga de los cristianos. Cuando empezó la Iglesia en los tiempos de Jesús, aquellos que comenzaron a difundir el evangelio lo hacían de una forma única y viva. Había fuego en sus palabras. Había revolución en sus actos. A la Iglesia en los tiempos de Jesús le tenían respeto. Los incrédulos decían de la Iglesia primitiva: “Estos que trastornan el mundo entero también han venido acá” (Hechos 17:6, NVI).

Yo estoy cansado de ver como miles de millones de personas se mueren sin conocer la verdad que los hará libres. Estoy cansado de ver como la Iglesia y el nombre de Jesús pierden credibilidad por las acciones perezosas y mezquinas de parte de nosotros mismos los creyentes. Yo digo: ¡NO MÁS! Es hora de ejercer nuestra autoridad en la tierra, es hora de realizar de manera eficiente lo que DIOS nos encargó; ”DIOS me encargó el trabajo de sacar a la luz su plan secreto, pues Él, Creador de todo lo que existe, tenía oculto su plan desde el principio. Esto sucedió para que todas las autoridades y poderes en el cielo conocieran por medio de la iglesia la sabiduría de DIOS en todas sus formas”. (Efesios 3: 9-10, PDT). Es hora de que la Iglesia le de al mundo algo bueno de que hablar. Es hora de actuar. Es hora de Ora-Acción. Es hora de salir a las calles. Es hora de hacer una revolución. Los grandes hombres de la historia siempre han tenido la atención del cielo. Hoy me uno a John Bevere cuando dice: ¡Demos a los ángeles algo de lo cual hablar!.

Tal vez en tu cabeza estas pensando: Bueno, lo que Jembo esta hablando solamente aplica para personas que tienen ese don de predicar. Para músicos o personas que sean influyentes en un ámbito público. Pero no es así mi querido lector. Sea cual sea tu campo de acción. Sea una persona, sean diez, sean mil, o sean un millón; tenlo por seguro que DIOS no te encontró para que te quedaras con los brazos cruzados y la boca cerrada mientras afuera alguien necesita de ti. No dudes más. Por favor no sientas más vergüenza del evangelio. Es hora de que levantes tu cabeza y salgas a revolucionar el mundo.

#HopePills
#HipHope
Web Page: JemboD.com
Twitter: @Jembo_D
Facebook: JemboD
Instagram: JemboD
YouTube: JemboDCEO
Soundcloud: JemboD
Reverbnation: JemboD

Si te gustó lo que leíste, no olvides compartir el mensaje y dejarnos tus comentarios.
#ONELOVE

NOTA: Lo escrito en verde es tomado de forma literal del libro "Extraordinario" de John Bevere.
---------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
El poder para realizar estupendas hazañas y vivir una vida excepcional no está unido a una ocupación sino a una disposición del corazón. Esto no sólo es voluntad de DIOS sino también un gran placer para Él. –John Bevere-
---------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------
  • Blogger Comments
  • Facebook Comments

1 comentarios:

  1. Muy linda reflexion de verdad me ha llegado, espero seguir leyendo mas.. saludos

    ResponderEliminar

Item Reviewed: #HopePills - ¡Demos a los ángeles algo de lo cual hablar! Rating: 5 Reviewed By: Jembo D.
Scroll to Top